El Dr. José María Rodríguez Vicente, secretario general del Consejo General de Médicos (CGCOM), y el Dr. Sebastián Martínez, presidente del Colegio de Médicos de Zamora, entregaron las medallas de colegiados de honor con emblema de plata en reconocimiento a los doctores Prieto y Estella, fallecidos por COVID-19 durante la pandemia.

Este acto fue una continuación del homenaje de la profesión médicaa los 125 compañeros fallecidos por la pandemia celebrado en el marco de la VII Convención de la Profesión Médica, el pasado mes de noviembre. El Dr. Rodríguez Vicente afirmó que esta cifra probablemente se queda corta, “estoy convencido de que hay muchos más”.

El Secretario General del CGCOM hizo hincapié en la necesidad de que la infección por COVID-19 sea considerada una enfermedad profesional para los sanitarios, y no solo accidente laboral: “Aunque está reconocido en el Boletín Oficial que el cororonavirus es enfermedad profesional esta condición aún no la hemos conseguido para nuestros compañeros”.

El boletín Europa al día de este mes de enero (nº 520), elaborado por el departamento de internacional, tiene como tema central el Plan Europeo de Lucha contra el Cáncer: Puesta en marcha de la Iniciativa Europea de Obtención de Imágenes Oncológicas.

La Comisión Europea ha puesto en marcha la Iniciativa Europea de Obtención de Imágenes Oncológicas para ayudar a los proveedores de asistencia sanitaria, los institutos de investigación y los innovadores a hacer el mejor uso posible de soluciones innovadoras basadas en datos para el tratamiento y los cuidados del cáncer. Esta iniciativa, que es una acción emblemática en el marco del Plan Europeo de Lucha contra el Cáncer, contribuirá a crear una infraestructura digital que conecte recursos y bases de datos de obtención de imágenes oncológicas en toda la UE, en el respeto de unas normas éticas estrictas y de la confianza, la seguridad y la protección de los datos personales. También conectará iniciativas nacionales y de la UE, redes hospitalarias y repositorios de investigación con datos de obtención de imágenes y otros datos sanitarios pertinentes.

La innovación tecnológica combinada con la protección de datos puede crear un marco de confianza para investigadores, innovadores, médicos y pacientes. Gracias a la nueva Iniciativa Europea de Obtención de Imágenes Oncológicas, los investigadores podrán acceder de forma eficiente a información de mayor calidad para estudiar y mejorar nuestra comprensión de la enfermedad.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha lanzado este lunes su propuesta para recaudar hasta 2540 millones de dólares (2335 millones de euros) para prestar asistencia a millones de personas de todo el mundo que se enfrentan a emergencias sanitarias.

Según ha detallado la OMS a través de un comunicado, el número de personas que necesitan ayuda humanitaria ha aumentado en casi una cuarta parte en comparación con 2022, hasta alcanzar la cifra récord de 339 millones.
 
La OMS está respondiendo actualmente a 54 crisis sanitarias en todo el mundo, 11 de las cuales están clasificadas como de Grado 3, el nivel más alto de emergencia de la OMS, que requiere una respuesta en los tres niveles de la organización. Como suele ocurrir, los más vulnerables son los más afectados.

Muchas de estas crisis están vinculadas con el cambio climático, como las inundaciones en Pakistán y la inseguridad alimentaria en todo el Sahel y en el gran Cuerno de África; la guerra en Ucrania; y el impacto sanitario de los conflictos en Yemen, Afganistán, Siria y el norte de Etiopía.

El Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos (CGCOM) y el Colegio de Médicos de Madrid (ICOMEM) reclaman el cumplimiento de la normativa para asegurar el acceso a la incapacidad temporal en todos los niveles asistenciales en la Comunidad de Madrid.

Así lo manifiestan tras la resolución 10/2023 donde se especifica que la baja la emitirá en todos los casos, el médico de familia, en contra de lo establecido en el Real Decreto 625/2014 y en la Orden Ministerial de desarrollo, modificada por la reciente Orden ISM/2/2023 que entrará en vigor el 1 de abril de 2023.

Ambas corporaciones consideran que lo solicitado por la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid a los médicos de familia de la región constituye un incumplimiento con respecto al último Real Decreto aprobado, en tanto insta a que sean los facultativos que valoran al paciente de cualquier nivel asistencial del servicio público de salud los que emitan el parte de baja laboral.

El Consejo General de Médicos (CGCOM) ha presentado hoy los resultados del Estudio sobre jornada laboral y descansos de los MIR en España, un informe que pone en relieve las condiciones laborales de los médicos residentes en España y su impacto en la salud de los profesionales y la provisión de servicios.

En un contexto actual donde se evidencia una realidad compleja para la retención y aprovisionamiento de fuerza de trabajo médica, los Médicos Internos Residentes (MIR) son en la mayoría de los casos la primera línea de atención a los pacientes en centros hospitalarios y extrahospitalarios. Las condiciones de trabajo de este colectivo están relacionadas con la provisión de una atención médica de calidad y con los máximos estándares de seguridad para los pacientes.
 
Las consecuencias de trabajar en condiciones insuficientes, con sobrecarga laboral, así como la falta de sueño impacta de manera directa en la salud física y mental de los profesionales sanitarios. La evidencia científica disponible apunta a que existe un importante problema en lo relativo a la salud y el bienestar profesional en este colectivo.

COOKIES

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación.