Dr. D. José Pérez Carretero

Vocal de la Sección de Médicos Jubilados
Ilustre Colegio Oficial de Médicos de Zamora

El Centro de Estudios del Sindicato Médico de Granada ha presentado un informe con datos actualizados de la jubilación del médico en 2021 en el que se expone la pérdida de ingresos que les supondrá a los facultativos jubilarse en este año que ha comenzado y los requisitos para poder hacerlo tanto para los que cumplen la edad fijada, como para aquellos que quieran acogerse a la jubilación voluntaria anticipada.

El informe dirigido por el Dr. Vicente Matas, Vocal Nacional de Atención Primaria Urbana de la Organización Médica Colegial (OMC) destaca que lo primero que tienen que saber todos aquellos que vayan a jubilarse o pretendan hacerlo es que, al jubilarse perderán mucho con relación a lo que vienen cobrando en activo, sobre todo si aún realizan guardias.

Esto sucede porque, aunque la inmensa mayoría cotizamos por el tipo máximo en el régimen general para el grupo 1 (Ingenieros y Licenciados) que para el año 2021 es de 4.070,10 euros/mes (este año y el año pasado no la ha subido el gobierno), doce meses al año (se prorratean las extras), hay una parte importante de la nómina, sobre todo si se hacen guardias, por la que no se cotiza y por tanto no genera derechos. Además, a la hora de cobrar la pensión existe, desde la crisis del petróleo de los años 70, un tope máximo de pensión en España que en el año 2021 es 2.707,49 euros brutos mensuales (14 pagas) en total 37.904,96 euros brutos anuales.

La pandemia COVID19 ha vuelto a poner de manifiesto el compromiso de la profesión médica con la sociedad. En este caso, el papel de los médicos jubilados ha cobrado especial trascendencia a la hora de presentarse como voluntarios para desarrollar determinadas labores en beneficio de la ciudadanía. Como subraya en esta entrevista el Dr. Ricard Gutiérrez, representante nacional de la Vocalía de Médicos Jubilados del CGCOM, “se puede dejar de ejercer la Medicina, pero nunca se deja de ser médico”.

El Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos (CGCOM) puso a disposición de las autoridades sanitarias un registro de médicos jubilados voluntarios formado por más de 2.000 profesionales de los distintos colegios de médicos de España, a disposición para colaborar con las Administraciones en la lucha contra la pandemia por al COVID-19. Otros profesionales veteranos han ayudado  forma voluntaria en esta pandemia realizando labores de rastreo de posibles positivos.

El Dr. Gutiérrez explica que ha vivido estos meses “con gran preocupación por las consecuencias sanitarias, económicas y sociales que ha tenido y tendrá” y destaca que “el sistema ha funcionado al límite después de los importantes recortes sufridos los últimos años”.

Diferentes profesionales jubilados y en activo tanto de Atención Primaria Rural y Urbana como de Hospitales compartieron experiencias sobre como es la atención sanitaria cuando el médico pasa a ser paciente, una vez deja de ejercer. Todos coincidieron en la necesidad de que el profesional se identifique como médico para lograr una labor asistencial fluida, compartiendo conocimientos con un lenguaje de igual a igual

Así lo pusieron de manifiesto durante la celebración la Jornada: Diálogos Médicos Intergeneracionales organizada por las vocalías de médicos Jubilados, Atención Primaria Urbana, Atención Primaria Rural, Hospitales y Jóvenes y en Formación del Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos (CGCOM).
 
Este encuentro contó con la intervención del Dr. Serafín Romero, presidente del CGCOM y fue coordinado por el Dr. Ricard Gutiérrez, Representante Nacional de Médicos Jubilados del CGCOM.

El Representante Nacional de Médicos de Atención Primaria Urbana del Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos (CGCOM) el Dr. Vicente Matas, miembro del Centro de Estudios del Sindicato Médico (CESM) de Granada, ha elaborado un informe sobre la jubilación del médico, en el que destaca que, a la hora de que un facultativo cobre la pensión, existe, desde la crisis del petróleo de los años 70, un tope máximo en España, que en el año 2020 se situa en 2.683,34 euros brutos mensuales, para 14 pagas, que suman un total de 37.566,76 euros brutos al año

“Muy posiblemente, este tope de pensión no se suprimirá por el Gobierno cuando suprima el tope de la cotización, como han advertido en alguna ocasión, con lo que los  médicos cotizaremos más sin percibir mayor pensión”, añade este especialista, que explica que “en el año 2020, para hacer los cálculos se utilizan las bases de cotización de los últimos 23 años (276 meses) y se dividen por 322 (así convierten las bases que se abonan en 12 pagas en bases de 14 pagas), el resultado de la operación es la base reguladora”.
 
Por tanto, “la pensión se calcula mediante un porcentaje sobre la base reguladora, este porcentaje es variable en función de los años de cotización”. En concreto, “con 36 años cotizados entre los años 2020 y 2022, es el que afecta este año” y si se cumple este requisito de tiempo, “para llegar al 100 por cien de la base reguladora, le correspondería por las cotizaciones que ha realizado, una pensión de jubilación de 3.059,08 euros/mes,  en 14 pagas (42.827,12 euros/año)”.

En la primera Asamblea de Vocales Nacionales a la que asiste como presidente de la OMC, el Dr. Serafín Romero expresó su apoyo al colectivo de médicos jubilados a los que expuso sus principales líneas de acción, además de dar su respaldo al Plan de Atención al Médico Senior y de mostrarse partidario de facilitar el espacio que los médicos jubilados necesitan para poder seguir aportando a la profesión.

El presidente de la OMC les habló de la defensa del modelo sanitario y del sistema nacional de salud, “universal, equitativo, con una cartera de servicios que sea la misma en todos los lugares, accesible y solidario”, como una de las prioridades incluidas en su Plan de actuación.
El médico es otro de sus  principales objetivos, y unido a ello hacer frente a la precariedad laboral, teniendo en cuenta que “es muy difícil hacer una buena praxis médica y hacerse responsable de nuestras actuaciones sumergidos en un entorno rodeado de la problemática que existe en la actualidad, como lo constata nuestro barómetro anual sobre la situación laboral del médico”.  La consecuencia, como lamentó, es que “estamos dejando marchar el talento médico fuera del país, con el coste que para todos los ciudadanos conlleva”. Hay que acabar con esta  “auténtica sangría” , según remarcó.
 
También se refirió a la Organización Médica Colegial , aludiendo a los cambios que la corporación ha experimentado en los últimos años en los ha logrado consolidar un pensamiento profesional y, además, difundirlo al exterior. Se ha convertido, en definitiva, en un referente de todo lo que pasa en la profesión gracias a la labor de todos sus observatorios (situación laboral, agresiones, migraciones médicas, PAIME, entre otros).